9 mar. 2016

Liderazgo en su sentido más práctico.


Una vez más he tenido el privilegio de participar en una estupenda sesión de formación de liderazgo de esas que no se olvidan fácilmente. La razón de esta intensidad la tengo clara, un grupo de grandes profesionales que están dispuestos a compartirlo todo, guiados por alguien que sabe colocar cada pieza en su lugar y darle sentido  o rebatir los más agudos y sutiles  argumentos añadiendo el toque de compromiso sobre la aplicación de las herramientas aprendidas a nuestro entorno real.
En esta ocasión, de nuevo la formación corría a cargo de Krauthammer y la temática se ha centrado en la gestión del tiempo y el liderazgo de uno mismo. ¡Cuánto hemos oído hablar de esto! ¿Verdad?, parece tratarse de un tópico sopero.
Ahora toca pasar a la acción, como digo, la clave aquí no está en aprender, sino en comprometerse y actuar:

  • Dibujar nuestro universo de roles actual y nuestro universo deseado
  • Elaborar nuestra lista de tareas pendientes, y preguntarnos porque es importante cada una de estas tareas, que pasaría si no la realizamos y porque no la hemos realizado hasta ahora.
  • Hacemos de nuevo nuestra lista de tareas estableciendo el quien, cuando y como. OJO al placer, es el cuarto pilar de la gestión del tiempo. Tras el Qué, Quien y Cuando, el placer que nos provoca realizar aquellas tareas que nos gustan acecha para desbaratar nuestros planes. DISCIPLINA.
  • Pensamos, analizamos, decidimos y actuamos.
  • Pensamos, analizamos, decidimos y actuamos.
  • Pensamos, analizamos, decidimos y actuamos.
  • Recuerda siempre que lo urgente acecha para robarnos el papel de hacer cosas importantes. (Dedicamos un 80% de nuestro tiempo a tareas urgentes)
-          La gran ecuación :  Intensidad del Estrés= Lo que Está en Juego / Recursos a Dedicar.

     Por tanto para reducir la intensidad del estrés podemos aumentar los recursos o bien disminuir la relevancia de lo que está en juego, algo que parece más complejo, pero que aporta mejores resultados. 
-           
Recuerda que NO POR MUCHO MADRUGAR AMANECE MAS TEMPRANO y que A QUIEN MADRUGA, DIOS LE AYUDA. 


No hay comentarios: